RSS

Archivo de la categoría: CEBOS

PESCANDO CON ORICIOS ¡ESPECTACULAR!

 
2 comentarios

Publicado por en 23 noviembre, 2010 en CEBOS

 

EL CANGREJO

 
Deja un comentario

Publicado por en 18 mayo, 2010 en CEBOS

 

La Navaja como cebo

 
Deja un comentario

Publicado por en 18 mayo, 2010 en CEBOS

 

GAMBUSIN alias GAMUSIN

 

El gambusin o gamusin  (Upogebia pusilla)

   Este crustáceo vive en los agujeros del  terreno arenoso de las rías que deja sólo por la noche  para  buscar alimentos. Estos casi siempre  consisten en   materia orgánica muerta. Este cangrejillo tiene el  caparazón poco calcificado y delgado, abdomen robusto y pinzas largas  sobre todo el macho que  nos  recuerda a las cigalas,;  excavan sus galerías en los fondos arenosos con una profundidad que está en relación con el nivel del agua en bajamar, de manera que la cámara más profunda nunca queda en seco. Utiliza las  patas,    primera  y cuarta de cada lado, para socavar  la arena. Gracias a una secreción viscosa y aglutinante es capaz de compactar la arena para formar perfectamente su madriguera que consta de por lo menos tres  salidas.  Su tercera pata actúa como la llana de un albañil y el resto  hacen de escobas, consiguiendo con todo esto una obra digna de un ingeniero por su  perfección.

El color es muy variable: marrón, marrón-verdoso  o gris-verde en la parte trasera del cuerpo más pálida o de color amarillo en su parte ventral. La variación del mismo se debe a la capa de pigmento en la parte exterior del caparazón que es rica en células cromáticas con diferentes pigmentos.  Puede cambiar su color de acuerdo con el medio ambiente. El macho y la hembra son muy diferentes. El macho tiene el primer par de patas más desarrollado que la hembra y la pata izquierda más desarrollada que la derecha

Se reproducen en verano. 

.                                           

Cuando están vivos desprenden un fuerte olor amariscado  que los hace muy atrayentes para la mayoría de peces:  Lubinas,   xargos,  doradas, chopas y un largo etc. se ven tentados por este cebo sobre todo si lo usamos vivo.

Los pondremos en el  anzuelo si están vivos, introduciendo el anzuelo por la cola hasta sacar la muerte del  mismo entre las pinzas, y si están muertos por la cabeza.En cualquiera de los dos casos será conveniente atarlos con un poco de hilo fino de lycra. En el primer caso le daremos unas vueltas  de hilo en la cola para no quitarle el movimiento de sus patas en el agua. Algunos también le ponen el anzuelo escondido entre sus patas sin clavarlo .Simplemente atándolo con el hilo por la mitad lo que le deja todo su movimiento.  

 

                                      

 

 

Se pescan cuando comienza a subir la marea, que es el momento en el que ascienden por las galerías;  se aplicará entonces, con fuerza,  un desatascador de cañerías sobre uno de los agujeros: el gambusín saldrá despedido, junto a un chorro de agua, por el otro lado. Pueden llegar a medir  hasta 50mm

La mejor manera de conservarlos, a falta de un oxigenador, es metiéndolos entre algas, procurando que estén siempre humedecidas con agua de mar. El calor los mata y el frío extremo también.

                                                                                                     

 

(De la red

Aquí en Asturias creo que existen varias clases: el Upogebia deltaura es una de ellas, y en sus túneles suele vivir un pequeño bivalvo; la otra especie es el gambusin blanco (Upogebia tyrrhena), que cava sus galerías en arenas limpias, buscando para iniciarlas el abrigo de una piedra. Éste es frecuente en los fondos de arena de la orilla izquierda del canal de la ría de Villaviciosa y en algunas playas de arena fina, como la de Aramar, en el concejo de Gozón.

Salud y buena pesca.

 

 
1 comentario

Publicado por en 15 octubre, 2008 en CEBOS

 

XORRA DE TUBO O CANUTILLO

 

XORRA DE TUBO O CANUTILLO

Entre los meses de Mayo y Septiembre es fácil encontrar este excelente cebo al que pocos peces hacen ascos. La xorra de funda como también se conoce, es todo un clásico entre los pescadores pero cada vez más difícil de conseguir. Se la suele encontrar enterrada verticalmente en fondos de arena fangosa metida en una especie de tubo que parece de plástico o cartón, aunque es arena muy compacta. En algunas ocasiones las venden dentro de su propio canutillo y esto hace que se conserven más tiempo (hasta una semana las he conservado en perfecto estado a temperatura media) Es un cebo muy delicado, sensible al frío, al calor y el agua dulce –lo que dificulta pescar con él los días de lluvia- sobre todo si lo llevamos fuera de su funda.

Cebo excelente donde los haya, sobre todo para pescar por la noche dado que su iridiscencia le hace muy atractivo y fácil de detectar. Espectacular en las playas para la lubina ya que no hacen falta grandes lances. En surf-casting, cuando hay que poner la carnada más lejos es más problemático porque al ser un cebo blando se rompe con mucha facilidad. Hay quien le da unas vueltas con hilo de lycra para fijarla. Particularmente, lo que hago es enfilarla con la cabeza para abajo ya que ésta es muy dura y a si puedo hacer lances más largos sin que se me rompa. Las pongo enteras y prefiero comprarlas de un tamaño mediano –unos 10cm. Las grandes se suelen partir al medio y da para dos veces, pero la parte de la cola se deshace con suma facilidad.

Su color va del verde oscuro al pardo con reflejos iridiscentes tirando a rojizos. Su tamaño puede llegar a los 25 centímetros. Tiene la sangre negruzca y un fuerte olor en cuanto se empieza a morir. Su forma es aplanada con pelillos en los lados y una cabeza que semeja un florero. Su boca – como casi todas las xorras está provista de dos dientes que no dudará en usar cuando la manipulemos. Para su defensa en algunas ocasiones ella misma se parte en dos. Por un lado la parte de la cabeza muy dura y por otro la cola realmente blanda y resbaladiza.

Como vemos en la  foto, mi manera de ensartarla en el anzuelo es con la aguja que suelo usar para la xorra americana o el coco. Un inciso – suelo usar anzuelos grandes siempre–. Para ponerla en anzuelos pequeños mejor usar una aguja para peces vivos como el pixilín, o el piscardo por la dificultad que representa pasarla sin romperla por la curvatura del anzuelo.

La mejor manera de conservarla como ya he dicho es en su propio tubo, pero eso hoy día – salvo que se las busque uno mismo- es prácticamente imposible.

Se pueden conservar en agua de mar a temperatura media cuidando que en todo momento tengan agua limpia y bien oxigenada. Aunque para mí la mejor manera es meterlas en un recipiente con arena un poco húmeda. Este método es especialmente bueno porque ellas intentarán volver a construir su tubo protector envolviéndose en la arena – como vemos en la foto de abajo- Para sacarlas de él lo haremos con sumo cuidado cogiéndolas por la cabeza. Las algas húmedas también dan bastante buen resultado.

A pesar de parecer un cebo delicado, caro y de poca duración es excelente para la pesca de lubinas, xargos, doradas, salmonetes, picas, chopas y un largo etc. de peces de todas las especies. También los rodaballos, lenguados, sollas etc. entran perfectamente.

Se la  puede coger si se dispone de tiempo y la veda lo permite. La buscaremos en la bajamar en los arenales fangosos y bien húmedos. Para localizarlas se buscan los tubitos protectores que entierra verticalmente y que suelen sobresalir uno o dos centímetros de la arena. Una vez localizados hay dos maneras de sacarla: con su funda protectora para lo que habrá que escarbar con sumo cuidado de no partirlas e ir recogiéndolas de una en una. Se suelen guardar con un poco de la misma arena y aguantarán un montón de días.

Para sacarlas sin su tubo necesitamos un poco de sal, un cacharro con agua o arena húmeda, y algún artilugio con ganchitos. Una potera para calamares con los pinchitos un poco abiertos puede servir. Se echa la sal en el agujero del tubito. Enseguida empezará a salir agua y a continuación con una rapidez pasmosa la cabeza de la xorra para quitar la sal. Es cuando con la potera debemos intentar engancharla por la cabeza y tirar. Saldrá entera. Si fallamos, lo intentaremos de nuevo pero debemos ser ágiles porque no nos dará una tercera oportunidad.

Si tienen suerte y consiguen coger bastantes, el oxigenador con el fondo cubierto de arena ya sería el ideal para su conservación.

Salud y buena pesca.

 

 
2 comentarios

Publicado por en 3 septiembre, 2008 en CEBOS

 

XORRA DE AGUA

 

XORRA DE AGUA

 

He aquí otro de mis gusanos favoritos, la xorra blanca, de agua, gusana nadadora, gusana blanquecina, eléctrica, Inglesa…. Es un cebo espectacular por su movilidad, un poco más dura que la de  arena.  Si la manipulamos con cuidado se la puede usar incluso para el surfcasting. Eso sí, habrá que cebar más a menudo pero su eficacia merece la pena.

Es especialmente buena  en los fondos arenosos

Es un gusano tremendamente nervioso y a veces se hace complicado ponerlo en el anzuelo pues se retuerce de tal manera que él solo se rompe. Para paliarlo se  embadurna de arena  o serrín antes de cogerla, esto dificulta su movilidad y es más fácil  manejarla. Si es grande que baste poner una, mejor se pone con aguja.

 

 

El anzuelado  es parecido al de la xorra  gallega, con la particularidad que  como el gusano americano o de sangre, tiene  la cabeza escondida. Es aconsejable  esperar que la saque.  Aunque es pequeñita si le metes el anzuelo correctamente no se romperá y durará mucho más tiempo viva dentro del agua, aumentando así su eficacia.

 

                                            

 

Si se fijan en la foto, hay dos xorras en el anzuelo: la primera  se puso mal. Al meter el anzuelo sin esperar  que haya sacado  la cabeza y arrastrarla hacia arriba ésta se  le ha salido -se ve una parte más blanca- y se morirá enseguida. La segunda, que está correctamente puesta, durará viva  mucho más tiempo. Parece que esto  no tiene ninguna importancia  pero  su eficacia se basa en  su movimiento continuo bajo el agua. De ahí la necesidad de mantenerlas vivas. Por su color blanquecino es muy indicada para pescar por las noches  ya que  capta muy bien la atención de los peces

Un consejo; antes de lanzar si se puede,  se las  debe rebozar  con arena o en su defecto meterlas en el  agua. De momento se pegan unas a otras y será más difícil que se rompan en el lanzado.

La mejor manera de conservarlas  es en nevera a temperatura  media  entre agua de mar. Debemos tener el agua de repuesto  dentro de la  nevera para que esté a la misma temperatura. A pesar de ser un cebo frágil, con los cuidados adecuados nos puede durar varias semanas.

                                           

 

 La  mayoría  lo que cuento es de "perogruyo" pero  si  le sirve de algo a un solo pescador será para mí una satisfacción..

Salud y buena pesca

Berta 

 

 
Deja un comentario

Publicado por en 11 agosto, 2008 en CEBOS

 

EL XORRON O COCO

(XORRON CONSERVADO EN PERIÓDICO)
 

EL XORRON

 

Cebo delicado donde los haya, este anélido es uno de los preferidos de los pescadores que practicamos el lance pesado. Es muy abundante en nuestra costa asturiana enterrado entre la arena de nuestras playas. La temporada del xorrón va de enero a noviembre. El resto del tiempo está vedado porque es cuando se reproduce.

Aunque en Asturias su nombre más habitual es XORRÓN o gusano de Coco, gusano rojo, cagulo, miñoca, arenícola marino son otros nombres en distintas regiones. Mis amigos catalanes lo llaman butifarra…

Este anélido de forma cilíndrica y color rojizo, tiene una parte gruesa llena de flecos a los lados y una cola más delgada .Aunque al tacto se nota grueso y duro, casi todo es pellejo y su interior agua. Las hembras son de color más oscuro, más claritos los machos. Se pueden coger con marea baja escarbando con mucho cuidado en las playas y lechos arenosos y fangosos. Su nombre “cagulo” o “cagón” le viene dado por los característicos montoncillos de arena o fango en forma de “churritos” que dejan a la entrada de sus agujeros y que son resultado de su forma de alimentarse, los cuales nos facilitan mucho su localización. Viven en galerías poco profundas en forma de U con un agujero de entrada y otro de salida en superficie.

Es un cebo frágil que necesita unos cuidados especiales para su conservación. Si lo metemos en agua de mar deberemos cambiarla cada día procurando que el agua tenga la misma temperatura (el calor los mata y el frío excesivo también). Habrá que revisarlos con mucho cuidado uno a uno y retirar los que hayan fallecido porque cualquier ejemplar que sangre contaminará el agua y se morirán todos.Una manera que me resulta bastante bien es conservarlos en nevera metidos entre periódicos.(Primera foto). Suelen aguantar muy duros y en buenas condiciones bastante tiempo si se tiene cuidado con los cambios de temperatura. El periódico absorberá la sangre si alguno se muere y no nos damos cuenta y evitará la contaminación del resto. También da buen resultado su conservación entre algas

 

CONSERVADOS EN ALGAS)

Es un cebo que se presta para realizar una pesca de lo más variada ya que gusta a casi todos los peces. Como la mayoría de las xorras es un “todo terreno” Su mayor eficacia se pondrá de manifiesto en los fondos arenosos o fangosos

Su colocación en el anzuelo debe ser muy cuidadosa y a ser posible usaremos una aguja fina de enfilar que meteremos por la boca y sacaremos por el ano intentando no pincharlo para que sus atrayentes jugos no se salgan. Así evitaremos que se desinfle perdiendo parte de su atractivo, pero si hacemos las cosas bien tendremos un magnífico cebo que no desdeñarán ningún tipo de pez; doradas, lubinas, xargos, brecas, aligotes, rodaballos, lenguados…etc. Para el salmonete especialmente es una exquisitez

El mayor problema que tiene es que su cuerpo blando es atacado por infinidad de especies pequeñas, caracolillos y cangrejos. Hasta la anguila muestra su preferencia por este cebo. Por eso debemos mirar su estado cada poco tiempo. Es probable que cuando se saque para comprobarlo se haya vuelto un pellejito alrededor de nuestro anzuelo. Mi experiencia me dice que es casi igual de eficaz. Hay pescadores que cuando se rompen los tiran y ponen otro nuevo…¡¡Hombre!! Queda más bonito pero yo sencillamente lo subo para arriba y pongo otro a continuación y va “de cine”.Que aunque sigue siendo uno de los cebos más baratos, no es como para tirarlos…

CURIOSIDADES:

El color amarillo-rojizo que nos queda en las manos después de cebar con ellos es porque este animal esta cubierto de yodo.

Su sangre no tiene grupos sanguíneos diferenciados, lo que convierte a sus hemoglobinas en sustitutas universales (de la red) ¿Se imaginan una transfusión de sangre de xorrón?

Salud y buena pesca,

 

 

 

 
1 comentario

Publicado por en 29 julio, 2008 en CEBOS